Skip Navigation LinksEquipo Paz Gobierno > Prensa > Noticias > “Los militares y policías activos que están en La Habana no están para deliberar”: General (r) Óscar Naranjo.

27/08/2014 0:00

“Los militares y policías activos que están en La Habana no están para deliberar”: General (r) Óscar Naranjo.

​El negociador en su visita a Bucaramanga explicó que la subcomisión conformada por los miembros activos de la Fuerza Pública es de carácter estrictamente técnico y le ofrecerá insumos a la Mesa de Conversaciones sobre los temas del fin del conflicto.

Bucaramanga, 27 de agosto de 2014.

El General (r) Óscar Naranjo, negociador plenipotenciario de le Delegación del Gobierno, dijo que la sub comisión técnica de “fin del conflicto” no juega un papel deliberante ni va a negociar acuerdos sino a guiar la preparación de posibles mecanismos que se implementarían hasta la firma de un acuerdo final. “Se trata de una comisión técnica con un alcance limitado, con un mandato claro y acotado de que se trata de empezar a explorar modelos alternativos en estos tres puntos: cese bilateral de fuegos definitivo, dejación de armas y desmovilización”.
 
Sobre la participación de los miembros activos de las Fuerzas Militares y Policía en esta subcomisión, el General aclaró, contrario a las críticas, que su papel tendrá una alta dosis de  responsabilidad, dignidad y de utilidad “lo que hubiera sido irresponsable es hablar de ese tema sin considerar a los militares, un tema tan delicado no es un tema de civiles o de retirados, es un tema de quienes están en la guerra”.
 
En un conversatorio en el que participaron estudiantes, académicos, periodistas y delegados de las autoridades locales en la celebración de la XV Semana del Periodista “periodismo construyendo paz”, organizada por la Corporación de Periodistas de Santander, el negociador agregó que además se puso en marcha, al cierre del último ciclo de conversaciones en La Habana, la Comisión Histórica del conflicto y sus víctimas “a partir de una visión plural de los expertos y académicos historiadores se deberá contribuir a la mejor comprensión de la complejidad del conflicto colombiano”.
 
Con respecto al primer grupo de víctimas que viajó a La Habana, el General Naranjo aseguró que “sería realmente una equivocación en un proceso de negociación que busca ponerle fin al conflicto que hayan víctimas de primera y víctimas de segunda. Las víctimas no pueden ser estratificadas en función ni de los victimarios ni de los hechos victimizantes” y recordó que la conformación del  grupo de víctimas estuvo a cargo de terceros para garantizar un proceso de selección con transparencia, equidad y total responsabilidad.
 
También se refirió al posconflicto y  a los desafíos que tiene el país de cara al periodo de transición “un reto fundamental en el posconflicto es mejorar el desempeño del Estado (…) que la sociedad toda esté comprometida con la construcción de unos pilares que signifiquen llegar a la satisfacción de necesidades de los colombianos”.
 
Al cierre del encuentro el plenipotenciario recordó el rol determinante de los medios y destacó que para construir una paz territorial es necesario que los medios regionales, locales y comunitarios se fortalezcan y se incentiven y concluyó que además estos deben “ayudar a multiplicar la capacidad de la voz de los ciudadanos en función de un debate sobre hechos ciertos, es decir, sobre verdades, con serenidad y con firmeza que vaya derrotando la rabia y la venganza”.